Ahoj Praga y pueblitos mágicos

  Desde el corazón de Europa nos saluda la bella Praga, capital de la República Checa y de la región llamada Bohemia. Desde lo alto de una colina se muestra entre las nubes el Castillo de Praga que , no solo es un castillo, si no todo un complejo, como una pequeña aldea mágica. Una de sus calles  más encantadoras  es una cortita

Omán, la joya de Arabia

Omán, otro país que visité sin expectativas y … ¡ME ENAMORÓ!. Lo sé nómadas, me enamoro de cada país, ciudad o pueblo que piso, ¡así de fácil soy!, aunque  apuesto a que en cuanto acabéis de leer este post tardaréis 0,2 en buscar billetes con destino al país de los Reyes Magos de Oriente. La capital

Palma, la ciudad que me vio nacer

Un día 2 de abril de hace pocos muchos años aparecí en esta maravillosa ciudad bañada por el Mediterráneo. Mar por el que llega el viajero y es recibido por su icónica catedral gótica, La Seu,  majestuosa e imponente desde el siglo XIII. Su “ojo gótico”, uno de los mayores rosetones del mundo, nos obsequia

Konnichiwa Tokio

Tokio es como estar en una casita de muñecas, todo es chiquitín y compacto. Existe un respeto y un civismo entre sus habitantes que hacen que una ciudad tan poblada funcione con fluidez. Respetan las colas y la dirección hacia donde se dirige cada uno, fijaos que incluso tienen unos cruces que yo nunca he

Rio de Janeiro … WOW!

Queridos nómadas, llegué a esta ciudad sin ninguna expectativa y me quedé tan WOW!, que decidí … ¡SALIR A VERLA VOLANDO COMO UN PÁJARO! En la montañita de Pedra Bonita además de disfrutar de unas vistas espectaculares, podréis conocer a varios locos de la vida y a uno en particular, Guto, de Flyinguru, que consigue hacer felices a personas aventureras como yo, y también

Recorriendo Buenos Aires en chanclas

Caminar, caminar, caminar … Las chanclas nos llevan hasta el céntrico y antiguo barrio de San Telmo en Buenos Aires, donde solía vivir la aristocracia en el pasado.  Los domingos bulle gracias a su Mercado de Antigüedades. Nosotros al ver que nos quedaba mucho que recorrer decidimos «agarrar» fuerzas, como dirían por aquí, y nos comimos una

Accra y sus recuerdos entrañables

Escribe, escribe … Mi segundo post, ¿y si tengo síndrome de página en blanco?, ¿o lo que escribo no tiene mucho sentido?. Será el primer síntoma de duda, el saber si seré capaz de escribir algo que valga la pena o simplemente una colección de sinsentidos que salen de mi mente. ¡Vamos allá!, dicen que la